17 junio 2010

Small World, análisis + In-Box

El día de mi cumpleaños mi novia me regaló un juego de mesa a mi elección. Estaba entre "Marea de acero: Days of the fox" o "Small World", y al final me decanté por este último.


Ahora, después de jugar unas cuantas partidas puedo decir que es un gran juego. La mecánica es simple: conquistar zonas en un mapa pequeño utilizando las razas que más nos convengan y ganar puntos  (monedas) para cuando hayamos terminado ser el jugador con más puntos.

El juego es para 2 a 5 jugadores y tendremos 2 mapas a doble cara (cada una para un determinado numero de personas). Cuantos más jugadores, menos turnos, así no se hace tan pesado. El sistema es simple, cada turno podremos elegir entre conquistar o determinar que nuestra raza entre en declive y así escoger otra nueva.


Si es el primer turno tendremos que escoger una de las 5 razas disponibles (hay bastantes más, pero el "mercado actual" será ese). Se ponen en columna y cuanto más abajo más cara, así, la primera nos saldrá gratis y por cada una que bajemos tendremos que poner una moneda en la raza del puesto superior. Cada raza, además de su propio poder, tendrá una ficha de poder, todo esto se hace aleatoriamente y esto permite crear razas muy pintorescas, tal como "Orcos diplomáticos", "Humanos voladores", "Tritones berserkers" y un largo etc. Cada poder tiene un efecto especial y eso nos permite hacer combinaciones muy interesantes para llevar a cabo nuestras conquistas.

Una vez escogidas la raza con su correspondiente poder tendremos que coger las fichas de dicha raza. Esto viene determinado por la suma de la raza + poder. Así, la raza X que da 8 + el poder de 4 nos permitirá coger 12 fichas de la raza X (huelga decir que a mayor número de fichas más fácil será la conquista). Ahora tan solo tenemos que gastar las fichas en conquistar las distintas zonas del mapa. Básicamente se utilizan 2 + 1 ficha por cada ficha enemiga, montaña, fortaleza, etc... Así que tendremos que organizarnos bien para conseguir le mayor número de zonas. El siguiente paso es tan simple como reorganizar las tropas en las zonas ya conquistadas, así impediremos que el otro jugador pueda conquistarnos fácilmente.


Una vez redistribuido todo,solo tendremos que cobrar una moneda por cada zona conquistada más lo que nos otorguen los poderes.

Lo llamativo del juego es que, una vez nos hayamos expandido lo suficiente, ya no dispondremos de más fichas, esto significa que tendremos que poner nuestra raza en declive para posteriormente coger otra y volver a empezar. Esto nos permitirá ganar 1 moneda por cada territorio conquistado por la raza en declive (que solo podrá tener una única ficha de tropa) más 1 moneda por cada territorio conquistado por la raza activa.
Solo podremos tener una raza en declive a la vez por lo que la estrategia está servida :D

Esto es básicamente el funcionamiento de Small World.

Aquí os dejo un vídeo mostrando el contenido de la caja, disfrutarlo :D


Saludos

5 comentarios :

  1. Muy interesante, a mí este juego me tira bastante, pero me gustaría preguntarte, que tal sale para jugar nada mas 2 jugadores.

    ResponderEliminar
  2. Pues sigue siendo divertido. Dos de mis partidas han sido a dos jugadores y se gana en velocidad y en libertad. Eso si, el mapa se amolda a los jugadores y sigue siendo pequeño :)

    Lo recomiendo 100% ya que es un juego MUY divertido :D

    ResponderEliminar
  3. Me lo apunto, parece muy interesante y original.

    Saludetes¡¡¡¡

    ResponderEliminar
  4. Tengo el Juego y las expansiones y espero en breve poder darle caña porque desde hace tiempo que le tengo ganas.
    Por cierto me podrias decir que musica es la que usas al principio del video que me trae loco.
    Gracias.

    ResponderEliminar

Comenta lo que quieras....